El nitrógeno y sus compuestos

Bonatura

El nitrógeno es uno de los constituyentes de la materia orgánica que forma parte de las proteínas de las células y es indispensable en el crecimiento de los organismos fotosintéticos.

En la química del agua, los compuestos de nitrógeno, NH4+, NO2-, NO3-, así como el nitrógeno orgánico, juegan un papel importante, ya que contribuyen al desarrollo de la vida animal y vegetal en el seno del agua. El nitrógeno actúa fundamentalmente con las valencias -3, +3 y +5, por lo que en disolución en el agua, aparecerá con una u otra valencia según si el medio es oxidante o reductor, o cuando esté en presencia de determinados organismos que sean capaces de provocar la transformación en uno u otro compuesto.

Los compuestos nitrogenados del agua provienen fundamentalmente de los compuestos orgánicos o vegetales pero, en esencia, el nitrógeno, que es un elemento relativamente poco abundante en la superficie del globo, proviene, en gran parte, de la atmósfera, de donde continuamente lo están extrayendo los seres vivientes para realizar sus metabolismos.

Interacción entre agua y atmósfera.

El nitrógeno mineral proviene, pues, fundamentalmente, de la atmósfera. Una parte muy pequeña llega a la tierra en

forma de nitrógeno nítrico y amoniacal como consecuencia del lavado de la misma. La mayor parte es de origen atmosférico, pero asimilado gracias a las bacterias y a ciertos vegetales, los cuales transforman el nitrógeno molecular y el nitrógeno nítrico en nitrógeno orgánico.

El nitrógeno del suelo, ya sea en forma amoniacal, ya en la de nítricos o nitratos, así como el que está formando parte de los tejidos animales o vegetales, vuelve a la atmósfera por la acción de las bacterias o por la combustión de los tejidos orgánicos. El nitrógeno nítrico difícilmente se acumula en depósitos en la tierra por su extraordinaria solubilidad.

En lo que respecta al agua, la contaminación originada por la actividad humana o animal, aguas residuales fundamentalmente, así como el lavado de los terrenos en los que se producen fermentaciones en que las bacterias producen degradaciones diversas, hace
que se produzca la impotabilidad de las mismas al introducirse en ellas microbios patógenos.

En la investigación de la degradación del agua por materias organobiológicas, es importante conocer la presencia del ión amonio o de nitritos. Será un índice de contaminación probable del agua, llegando a hacerla impotable o sospechosa de estar contaminada.

En un agua natural se encuentran, además del nitrógeno molecular disuelto, los compuestos nitrogenados siguientes: amoníaco, nitritos, nitratos y moléculas orgánicas nitrogenadas, ácidos aminados, urea, hidroxilamina, amidas, derivados de la piridina, etc.

Grupo de Tratamiento de Aguas Residuales. Escuela Universitaria Politécnica. Universidad de Sevilla